DIALECTO DE LA CALLE

lo siento,

hoy no hay inspiración.

es una lástima

porque la situación parecía ser la ideal:

estoy solo y concentrado

y el humo y el ruido en la calle

son los justos y necesarios

para empezar a recibir algún dictado superior.

pero las palabras no llegan

apenas

escucho algunos comentarios abollados.

creo que debería dejar de hacerme el poeta

y volver a casa cuanto antes

cambiarle el pañal a mi hijo

sentarme a ver televisión

y aburrirme.

porque sólo así

hablando claro

sin versos, sin música, sin nada

puedo llegar a entender este balbuceo

esta media lengua que padezco

y que no llego a descifrar,

este murmullo millonario de voces

que no dicen nada y sin embargo

hacen una lengua

un idioma multitudinario para no decir nada

que flota, nube de ausencias

que llueve, llueve y llueve

una lluvia persona y personal

(él llueve, ellos llueven)

lengua de gritos y llantos

como mi hijo ahora

que me pide que vuelva a mi casa

porque tengo que cambiarle el pañal

mi hijo, caca, papá

grito que descifro, en cambio

a esta nube que llueve por la calle

no la entiendo, te juro

que no la entiendo.

Deja un comentario