PURO VERSO 89: ¡Basta! (Ana Sofía Stamponi)