el chongo de la diputada

antes ardía en todos los placeres

antes surfeaba entre el ser y la nada

antes burlaba todos los poderes,

hoy soy el chongo de la diputada.

antes todas las horas eran mías

antes lo establecido daba arcadas

antes sudaba contra-hegemonía,

hoy soy el chongo de la diputada.

 

antes casi me ahogaba en el derroche

antes era el mimado de las hadas

antes era la estrella de la noche,

hoy soy el chongo de la diputada.

 

y aunque creas que no me siento vivo

aunque pienses “mejor pensá en matarte”

y sientas que el presente me es esquivo

porque ya no recuerdo qué es el arte,

 

no importa, pues la vida no es tan dura

si puedo sumergirme en la pavada:

existencia, pasión, literatura,

yo soy el chongo de la diputada.